La formación que ofrece GPress en los Balcanes se desarrolla sobre todo en Bosnia i Herzegovina, zona muy castigada durante la guerra de los años 90 del pasado siglo; así como en Serbia, Croacia, Kosovo, Montenegro o Macedonia. El paso de refugiados a través de Grecia ha hecho que la zona sea informativamente muy activa sin perder la perspectiva de su presente y su futuro.

El periodista aprende a trabajar en las distintas modalidades en las que se presenta la información (fotografía, vídeo, audio, texto), a moverse en el terreno a pesar de las dificultades que supone un idioma poco común, así como a superar todas las trabas que presenta trabajar en una zona con una inestabilidad patente. Trabajar con periodistas locales o traductores, conocidos en la jerga profesional como fixers, es vital para un trabajo completo.

Las próximas convocatorias de nuestra formación para 2018 son: